Vapor

Vapor como forma de cocinado sana: las mejores ollas y cacerolas que se adaptan a tus necesidades de cocción y conservan los nutrientes de tus alimentos
6
Fijar Dirección Descendente
Ver como Parrilla Lista

6 artículos

por página
  1. Precio habitual 51,95 € Precio especial 46,95 €
  2. Precio habitual 11,95 € Precio especial 9,95 €
  3. Precio habitual 16,95 € Precio especial 14,95 €
  4. Precio habitual 21,95 € Precio especial 17,95 €
Fijar Dirección Descendente
Ver como Parrilla Lista

6 artículos

por página

Las ollas y cacerolas para cocinar al vapor son perfectas para una cocina rica y saludable, ya que permiten mantener las vitaminas y minerales de los alimentos que se cocinan en ellas. Por eso están teniendo tanta acogida últimamente, porque además de este fin se pueden utilizar además de olla convencional. Además, llama mucho la atención el poder controlar el proceso de cocinado en las ollas transparentes.

La principal ventaja de las vaporeras es que elimina muchos de los problemas derivados de la mala alimentación por el cocinado. Con ellas es más fácil eliminar las grasas en las dietas en que esto se recomienda y además conservan mejor los nutrientes de los alimentos. Otra de las ventajas de este tipo de utensilios es que puedes cocinar en cualquier lugar si son eléctricos. De esta forma, donde haya una toma de corriente podrás preparar tus comidas, cosa que permite una mayor movilidad.

Las ollas y cacerolas de vapor se presentan en una gran variedad de tamaños para que elijas la que más se adapta a tus necesidades específicas y optimizar el cocinado. Además, cuentan con un precio bastante asequible.

Suelen contar con varias funciones para ayudarte a la preparación de las recetas sanas que más te gustan. Aparte de cocinar sano, destacan por su rapidez.

¿Cómo elegimos a la hora de comprar una entonces? Aunque el diseño puede llamarnos la atención, hay cosas en las que debemos fijarnos más, como la fuente de energía a usar, para encontrar un modelo que se adapte a nuestra cocina: electricidad, gas, fuego o inducción. La capacidad de la olla a vapor es importante y dependerá del número de comensales que sirvamos normalmente. No elijas la de mayor capacidad si no la necesitas; solo ha de tener el tamaño suficiente para preparar toda la comida a la vez.